Las precauciones que hay que tener en caso de una avalancha

El pasado martes 7 de agosto se registró uno de los sucesos más llamativos de los últimos tiempos en la Cordillera de Los Andes, esto porque el snowboarder nacional Manuel Díaz registró una impactante grabación de una avalancha que por poco lo deja “enterrado” en el sector de Santa Teresa en El Colorado.

Gracias a la vasta experiencia y los conocimientos que posee la leyenda del snowboarding chileno pudo salir con vida de ese suceso. Bajo ese panorama, Avalancha Sport te da importantes consejos para estar preparado en caso que un “alud blanco” se aproxime hacia ti.

¿Cómo se producen las avalanchas?

Primero que todo hay que saber que este fenómeno es repentino y que los signos de alerta son casi siempre numerosos, según el sitio National Geographic que este fenómeno son pequeños deslizamientos de nieve polvo seca las que se mueven  en una masa sin forma. Esta situación genera que se desprendan enormes capas de nieve de una parte de la ladera de la montaña, como si fuese un vidrio roto que va deslizándose hacia debajo de la colina.

Las avalanchas se producen casi siempre durante y tras 24 horas siguientes de una tormenta que puedan entregar 30 centímetros o un número superior. Todo esto puede generar una sobrecarga en la nieve acumulada, lo que provoca que el “espesor blanco” que estaba antes que nevara se coloque débil y provoque que la losa inferior se fracture.

Tal como explica el medio antes mencionado, “estas masas de movimiento pueden alcanzar una velocidad de 130 kilómetros por hora en unos cinco segundos”, lo que en consecuencia para la persona que está dentro de una avalancha tiene una probabilidad del 90% que no puedan escapar.

¿Qué hacer en caso que nos alcance una avalancha?

Si nos vemos sorprendidos por una avalancha, primero que todo hay que intentar salir de esa situación lo antes posible. Según fuentes consultadas por Avalancha Sport, este movimiento no es nada sencillo, por lo que los snowboarder y esquiadores una vez fuera de “zona de riesgo”, tendrán que dirigirse hacia debajo de la montaña y ganar velocidad, para luego desviarse a la derecha o izquierda (dependiendo de la situación) para salir del camino de deslizamiento.

  • ¿Qué pasa si no hay escapatoria?

En el caso que no tengamos como salir de una avalancha hay que ver en qué zona nos encontramos, si estamos en un lugar que está lleno de árboles hay que aferrarse a uno de ellos con todas sus fuerzas, ya que nos ayudará a salir con vida. En la situación de que no haya, hay que nadar con mucha fuerza, según National Geographic, el cuerpo humano es tres veces más denso que una avalancha, por lo que se tenderá a hundir rápidamente.

Una vez dentro de este fenómeno, hay que intentar mantener la calma, tratar de abrir un espacio para respirar e intentar subir para levantar una mano para que algún amigo o quién nos acompañe nos pueda ayudar.

Cabe destacar que  el 93% de las víctimas de avalanchas sobreviven si son desenterradas en los primeros 15 minutos. En el caso que pase 45 minutos, solamente el 20 al 30 % de las personas pueden vivir. Dos horas después, pocos sobreviven.

¿Qué equipos de seguridad puedo ocupar?

En el freeride existen ciertos implementos que tenemos que ocupar sí o sí, los que nos pueden salvar la vida o la de algún amigo, para esto las necesidades básicas de la montaña son tener el ARVA, una sonda, pala, mochila anti-avalanchas y botiquín de primeros auxilios.

  • ARVA:

El aparato de búsqueda de víctimas de avalanchas (appareil de recherche de victtimes d’avalanche en sus siglas en inglés) tiene como función primordial de actuar como un transmisor/ receptor de una señal que tiene como objetivo de localizar a una persona en un alud en el menor tiempo posible.

  • SONDA:

Este implemento es una vara plegable que ayuda a localizar con mayor precisión la profundidad en la que se encuentra una víctima de una avalancha. La sonda está hecha, casi siempre, de aluminio y suele alcanzar dos metros y medios, lo que ayuda a reducir los tiempos de rescates.

  • PALA

Esta herramienta es fundamental para mover la mayor cantidad de nieve en menor tiempo posible. En caso que estemos en un alud, la pala sirve para rescatar más rápido a esa persona que está sufriendo este accidente. Se recomienda que la pala sea de la mejor calidad posible para que así no se rompa y no podamos sacar a nuestros amigos.

  • Mochilas ANTI-AVALANCHAS

La tecnología está cada día a la vanguardia y en la montaña no es menor, ya que se ha ido profesionalizando con el pasar del tiempo.

Esta mochila le ha cambiado la vida a los amantes del freeride, ya que en caso de una avalancha puedes “jalar un botón” y se activará un “colchón de aire” en tu espalda, la que te permitirá estar en superficie la mayor cantidad de tiempo y en caso de que te hayas quedado enterrado te generará una “bolsa de aire” que te ayudará a respirar.

Marcas como BackCountry Access se han dedicado a especializarse en la seguridad en la montaña. Actualmente es sponsor fundamental del Circuito Nacional de Freeride de Chile.

  • SISTEMA RECCO

Este implemento ha salvado a millones de personas, ya que es un sistema electrónico de localización de victimas gracias a un radar. Existe hace más de 50  años y consta de dos partes, un radar detector que poseen los grupos de rescates y por otro lado, los reflectores pasivos que emiten señal como una antena pequeña que va recubierta de goma como un especie de pastilla y te puede localizar hasta más de 30 metros bajo nieve.

Una de las marcas que en la actualidad posee este mecanismo es la multinacional noruega Helly Hansen, quien en todas sus chaquetas de montaña tiene este implemento que te puede ayudar en caso de avalancha.

Cabe destacar que todo lo mencionado tiene que ir incorporado con nuestra confianza y conocer nuestros límites, ya que muchas decisiones que podemos tomar nos puede cambiar la vida o colocarla en riesgo. Avalancha Sport te recomienda que disfrutes la montaña y te cuides.

 

 

 

Leave A Comment